miércoles, 7 de abril de 2010

Día Mundial de la Salud 2010 - World Health Day 2010


Día Mundial de la Salud 2010
World Health Day 2010

El Día Mundial de la Salud se celebra el 7 de abril para conmemorar la creación de la OMS. Cada año, la Organización aprovecha la ocasión para fomentar la toma de conciencia sobre algún tema clave de salud mundial. La OMS organiza eventos a nivel internacional, regional y local durante esa jornada y a lo largo del año para resaltar la prioridad señalada en materia de salud.

El Día Mundial de la Salud 2010 se centrará en la urbanización y la salud.

En el marco de la campaña «Mil ciudades, mil vidas», se invita a las ciudades a abrir sus calles y organizar actividades relacionadas con la salud.

También se reunirán relatos de los mejores promotores de la salud urbana para ilustrar las iniciativas que se están emprendiendo para mejorar la salud de las ciudades.

El tema de este año: ¿de qué se trata?

Urbanización: un reto para la salud pública

Prácticamente todo el crecimiento demográfico durante los próximos 30 años tendrá lugar en las zonas urbanas, lo que indica que la urbanización es un fenómeno que no tiene visos de desaparecer.

El fenómeno afecta a cuestiones como el agua, el medio ambiente, la violencia y los traumatismos, las enfermedades no transmisibles y sus factores de riesgo como el uso de tabaco, una alimentación poco saludable, la inactividad física, el uso nocivo del alcohol y los riesgos asociados a los brotes de enfermedades. La urbanización supone un reto por varios motivos.

• Los pobres de las zonas urbanas padecen de forma desproporcionada una amplia gama de enfermedades y problemas de salud, entre ellos un mayor riesgo de violencia, enfermedades crónicas y algunas enfermedades transmisibles como la tuberculosis y el VIH/SIDA.

• Los principales determinantes sociales de la salud en el contexto urbano van más allá de lo puramente sanitario e incluyen las infraestructuras, el acceso a los servicios sociales y de salud, la gobernanza local, y la distribución de los ingresos y las oportunidades en materia de educación.

Existen soluciones para hacer frente a las causas fundamentales de los problemas sanitarios urbanos.

La planificación urbana puede promover hábitos saludables y la seguridad mediante inversiones en transporte activo, el diseño de zonas destinadas a la actividad física y la aprobación de reglamentos contra el tabaco y a favor de la inocuidad de los alimentos.

La mejora de las condiciones de vida urbana en las esferas de la vivienda, el agua y el saneamiento tendrán un efecto muy importante en la mitigación de los riesgos sanitarios. Una ciudad integradora que sea accesible y dé calidad de vida a todas las edades beneficiará a todos sus habitantes.

Esas medidas no necesariamente requieren más fondos, sino el compromiso de reorientar los recursos para invertirlos en intervenciones prioritarias, con lo que mejorará la eficiencia.

Urbanización y salud

Por primera vez en la historia, más del 50% de la población mundial vive en zonas urbanas. Para 2050, el 70% de la población mundial vivirá en pueblos y ciudades.

"El mundo se está urbanizando rápidamente y ello está provocando importantes cambios en nuestros niveles y estilos de vida, nuestro comportamiento social y nuestra salud", dice el Dr. Jacob Kumaresan, Director del Centro OMS para el Desarrollo Sanitario con sede en Kobe (Japón). "Si bien la vida en las ciudades sigue ofreciendo numerosas oportunidades, incluidas las posibilidades de acceso a una mejor atención de salud, los entornos urbanos actuales pueden concentrar riesgos sanitarios e introducir nuevos peligros".

Los desafíos para la salud más evidentes en las ciudades están relacionados con el agua, el medio ambiente, la violencia y los traumatismos, las enfermedades no transmisibles), dietas malsanas, inactividad física y consumo nocivo de alcohol, así como con los riesgos asociados a brotes epidémicos. La vida en las ciudades y las crecientes presiones derivadas de la comercialización masiva, la disponibilidad de productos comestibles malsanos y el acceso a la automatización y al transporte influyen sobre el modo de vida y afectan directamente a la salud.

Para el Día Mundial de la Salud,  la Organización Mundial de la Salud ha elegido como tema "Urbanización y salud", con la intención de poner de relieve el efecto de la urbanización sobre la salud colectiva global y la salud de cada persona. El objetivo es despertar el interés mundial por el tema relativo a la urbanización y la salud, y alentar la participación de los gobiernos, las organizaciones internacionales, las empresas y la sociedad civil en un esfuerzo común por poner las cuestiones concernientes a la salud en el centro de la política urbanística.

A continuación el video promocional del Día Mundial de la Salud:


El Folleto del Evento: